El papá que quiero ser

Sus besos pue1 artemi9(1)den detener la lluvia, o aplacar el Sol: uno solo hace que olvide el resto del día, dos consiguen que vuelva a cuando era niño, una andanada me lleva a soñar ser el papá de todos sus amaneceres y cada uno de sus sueños.

Es tan fácil ser papá que nadie debería perdérselo. ¿El dinero para las tantas cosas que necesitan los hijos? ¿Las majaderías? ¿Las tareas de la escuela? ¿Las lecciones para la vida? Todo pesa muy poco a la espalda, cuando amas a esos siempre pequeños.

A veces quisiera llenarles la vida de juguetes… y de libros, de dibujos animados… y herramientas para convertir su fantasía en habilidades, de juegos… y enseñanzas, de cariños y retos. Ellos merecen tanto que no sé si lo logro.

Como no puedo tenerlos cada instante conmigo, me llevo sus fotos, para que sean mi desayuno de rey, me soplen las primeras palabras de cada cuartilla en blanco, me revistan de fe en el ser humano, y me recuerden que en mis pies está la mejor forma de vencer la nostalgia.

Quiero ser como mi papá, que iba a verme a los intrincados campamentos de la escuela al campo, y me llevaba mis golosinas favoritas; que me invitó a descubrir los telares donde trabajaba, y me enseñó a hacer sogas con mis propias manos; que me alentó a estudiar en pos de mis sueños, y compartió la discusión de mi tesis.

No olvido que, de niño, paseábamos juntos y lo acompañaba donde la familia en Pinar. Me llevó al río Ariguanabo y a la playa. Jugamos pelota. Me presentaba a sus amigos y compañeros de trabajo, incluso a locutoras y peloteros que apenas conocía por televisión.

Ni siquiera había terminado la primaria cuando quise viajar solo, y me dejó, hasta donde me llevara mi espíritu de aventura. Sin importar distancias ni probabilidades, confió en mí. Ya los dos tenemos canas, y todavía me socorre a cada rato. Aún le pido su opinión cuando la vida me coloca en encrucijadas, porque nunca deja de aconsejarme.

Un buen padre es como él: papá toda la vida. Esa entrega se la legó mi abuelo; quizás por eso la lleva en el corazón. Y tal vez por eso me siento tan feliz de enfundarme unos zapatos viejos, y ponerme a jugar fútbol o pelota con mis peques, ver muñequitos de nuevo, esconderme tras una pared… como un niño más, como el papá que quiero ser.

Anuncios
Publicado en Cuba, educación, literatura | Etiquetado , , , , , , , , , , , , | 1 Comentario

La gran diferencia

Primero de Mayo 2016_1483Fiesta. No tarea ni deber u obligación. Bastaba ver los rostros, y yo estaba donde podía distinguir las 50 000 sonrisas. Los artemiseños desfilaron con ese júbilo de quien de veras tiene 90 motivos para festejar.

Los pioneros contagiaron su alegría, pero igual esos pequeñines cargados en brazos de los padres o de la mano de mamá, esos cuya inocencia no alcanza a saber lo que es un Día Internacional de los Trabajadores, intuían lo maravilloso que sucedía alrededor y lucían felices.

El rostro de un niño no miente. Ni la onda expansiva de entusiasmo popular. Me hubiera encantado que junto a nuestra prensa estuvieran los columnistas de El País o El Nuevo Herald, Obama, Hillary Clinton y Donald Trump: entenderían que no necesitamos otra libertad sino esta.

A diferencia del resto del mundo, aquí no había carteles de protesta ni rostros enfadados, sino fotos de Fidel y Raúl ePrimero de Mayo 2016_1470mpinadas con orgullo… y voluntad de continuar el rumbo socialista emprendido, en busca de más justicia social y prosperidad.

Publicado en artemisa, Cuba, educación, estados unidos, política | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Fue Cuba la que conquistó a Obama

2175681h765No hay metáfora con tantos significados por estos días como la del presidente de Estados Unidos Barack Obama colocando flores a nuestro José Martí, precisamente en la Plaza de la Revolución, donde también están la imagen del Che y la de Camilo, que parece volver a decir “vas bien Fidel”.

Desde luego, casi todos percibimos que la visita es un paso de enorme trascendencia hacia la normalización de las relaciones entre ambos países.

Hasta Omar, un hijo del cantautor Silvio Rodríguez piensa en el mañana, en los mandatarios que sucederán al actual, y espera “que les cueste más regresar que seguir hacia delante. Eso me parece que es lo mejor para los dos pueblos, y lo mejor que usted puede hacer”.

Por lo pronto, diarios de todo el mundo publican la foto que se tomaron Raúl y Obama en el Palacio de la Revolución, antes de iniciar conversaciones oficiales. Una gran sonrisa en ambos rostros alude al optimismo de ambos, por este acercamiento, por los primeros triunfos de la razón y por los pasos que habrán de sellar el proceso.

La cadena ABC News publica una entrevista en la que Obama asegura se llegó a un acuerdo con Google a fin de establecer mayores puntos de wifi y banda ancha para Cuba.

Del lado de allá del Estrecho de La Florida confían en el impacto que pueda tener el acceso pleno de los cubanos a Internet; del lado acá solo queremos que nadie nos obstaculice ese derecho, como no ocurre con ninguna otra nación del planeta.

Inevitablemente esta visita habrá de aumentar el agujero en el bloqueo a este Caimán Rebelde. La historia contará que el pequeño archipiélago se ganó el respeto del gigante del Norte gracias a su determinación, y que un mandatario estadounidense —osado de veras— caminó por La Habana y comprobó el calor, la felicidad y el valor de los cubanos.

Siempre habrá libelos pagados para manipular el ambiente de estos días, pero si hablan con la verdad dirán que fue la Cuba humilde, apasionada y firme la que conquistó a Obama.

Publicado en bloqueo, Cuba, estados unidos, música, política | Etiquetado , , , , , , , , | 1 Comentario

Elpidio Valdés contra la apatía

2 artemi17Quizás algunos adultos nunca fueron niños. Solo así me explico su falta de imaginación. Tendrían que tirarse al suelo con sus hijos cuando ellos arman una pista de carreras flanqueada por elefantes, tigres, autos rotos y todo tipo de muñecos, piezas y juguetes. Tal vez se inspiren y vistan de fantasía sus planes y presupuestos.

Nos estamos perdiendo una magnífica oportunidad de llenar de cubanía los juegos de nuestros chicos. Es muy difícil competir con los audiovisuales que irrumpen en los hogares (mediante video juegos, el paquete, discos, memorias flash e incluso por la televisión nacional), pero sí podemos hacerlo si fabricamos juguetes bien criollos.

¿Por qué la industria nacional no nos inunda las tiendas con Elpidio Valdés y Resóplez; con Meñique, Rocío, Hachibaldo y el gigante Antón; con Tabey y Pepe? Los cuentapropistas han demostrado que no resulta caro producir muñecos plásticos, solo que en lugar de tortugas ninjas u hombres arañas, concebiríamos héroes propios.

No habría necesidad de explicar por qué elegir a los nuestros y no a Batman y otros; basta que Elpidio, Meñique, Tabey y muchos más pululen en cada establecimiento. Entrarían “subrepticiamente” a las casas, con decenas de pasajes de la historia, con Martí, con valores… y sin “muela” ni lecciones aburridas.

Decía Arquímedes que con una palanca y un punto de apoyo podría mover el mundo. Si los niños tuviesen en sus manos a esos gustados personajes de historietas, cuánto pudiéramos mover: clases tediosas, héroes de piedra y argumentos incomprensibles cederían espacio a una enseñanza más dinámica y contagiosa.

Chicos y padres intercambiarían roles de tutor y alumno: los pequeños ordenarían sus peculiares cargas al machete o su táctica para vencer gigantes y, a pesar de lo atropellado o inverosímil del guión del juego, garantizarían un final donde triunfe el bien, por medio de la astucia y del valor.

Insisto en que los juegos son algo muy serio. Tenemos capacidades subutilizadas en las fábricas… y tiendas con juguetes importados a precios absurdos, lo cual señala una oportunidad para la industria nacional.

¿Quién asegura que no se pueda involucrar hasta a quienes animaron a Meñique, o a quienes nos regalan historietas del famoso coronel mambí? ¿Por qué no soñar y pelear por el sueño de una estrategia integral que incluya mochilas, gorras y pulóveres con estos personajes? Me apunto desde hoy en esta nueva carga de Elpidio Valdés contra la apatía.

Publicado en ciencia, Cuba, economía, educación, industria | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Artemisa tiene varios nombres

Nuestras diosas del judo por Calixto N. Llanes¡La noticia es magnífica! Artemisa tiene varios nombres, cuando de las chicas del judo se hable. Quedó demostrado en el Campeonato Nacional en Holguín. Los aficionados ya no solo repiten el de Idalys Ortiz sino también el de Vanesa Godínez, Adilaidis Lemus, Melisa Peñalver y Aliertis Álvarez.

Por supuesto que la titular olímpica y bicampeona mundial brilló sobre el tatami de la sala Fernando de Dios Buñuel: le bastaron cuatro segundos de iniciado el segundo combate para aplicarle ippón a la santiaguera Luzciola Granda, y por la misma vía superó a la habanera Dayle Ojeda en la final. Sin embargo, sus coequiperas igual relucieron.

Fue estupenda la actuación de las artemiseñas en el máximo certamen cubano: Vanesa Godínez conquistó el oro de los 48 kilogramos, al superar en el último enfrentamiento a la habanera Melisa Hurtado, y ninguna de sus rivales pudo llegarle al final del combate; mientras, en los 70, Melissa Peñalver hizo cumplir los pronósticos que la daban como favorita, al derrotar a la santiaguera Erlis Cobas.

Con cuatro oros, Artemisa lideró por provincias el certamen femenino… y luego la selección arrolló en el torneo por equipos, al ritmo de 14 victorias y un solo revés en tres desafíos: 5-0 ante Granma, 5-0 a Cienfuegos y 4-1 a Santiago de Cuba.

“Muchas son integrantes de la preselección nacional, pero vienen a darlo todo por su provincia de origen. El mayor ejemplo es Idalys, que aun lesionada, nos dijo que sí iba a competir y ya vieron cuántos puntos aportó. También quiero destacar a las atletas escolares que discutieron medallas frente a rivales de mayor edad. Con ellas estaba entrenando desde el mes de septiembre”, comentó a JR el entrenador Alain Fernández.

Fernández informó que Melisa Peñalver estará entre las cuatro criollitas elegidas para intervenir en el Festival de la Mujer, un torneo por equipos a disputarse por estos días en República Dominicana.

Publicado en artemisa, Cuba, deporte | Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Alessandra

2 Alessandra_4174Esa niña me cautivó. Solo las mil estrellas en sus ojos cuando habla de libros… hacen detenerse el tiempo en torno a ella. Está apenas en sexto grado; aun así parece saber mucho. Y no es un prodigio, de esos aislados e introvertidos: una sonrisa natural sale de su rostro y te invade la agenda, el corazón, los pulmones. ¿Cómo no va a dominar concursos?

Si no le teme a un periodista que pregunta de todo y anda de fisgón en sus gustos y su tiempo libre, ¿habrá examen que la ponga nerviosa y le haga olvidar lo aprendido y estudiado una y otra vez?

La medalla de oro en el Concurso Provincial de Lengua Española me condujo a entrevistar a Alessandra Martínez Cordón, en la escuela primaria Abel Santamaría, del montañoso municipio Bahía Honda, y esa ha sido una de las mañanas más espléndidas de mi vida.

No se trata de la posibilidad de vencer en el certamen nacional de Español, ni de que también obtuvo una presea de plata en Ciencias Naturales, sino de cómo lo hace y llena de orgullo a quienes la rodean: sus profes incluso me permitieron “echarles” de la dirección para que ella no se cohibiera, pero me aseguraron que eso no sucedería.

Con mi curioso cuestionario, la pequeña sonreía y las palabras le fluían como agua de río. No en vano es la corresponsal pioneril del centro, la locutora del desfile martiano, y hasta ha incursionado en televisión con anuncios sobre la asamblea de la Organización de Pioneros.

Así que divertida y natural, me contó de sus motivos y preferencias. Habló de un gran orgullo: su abuelo maestro durante 46 años, quien le leía y la enseñaba a escribir. Me reveló que le gusta idear sus propias poesías. Y relató pasajes de libros favoritos, como Leyendas de Artemisa, Oros Viejos, La Cuarta Estrella y La Edad de Oro.

“Entre Melisa (una compañerita de aula) y yo, siempre vamos a la librería. Luego, nos intercambiamos los libros”. Tremendo disgusto le causó que se le “escaparan” algunos para completar la colección de leyendas de Angola.

Alessandra baila suiza, juega a las casitas, ajedrez, damas, parchís, al pon… Le encanta la música romántica y sentarse a ver muñequitos.

“Hay niños que solo piensan en jugar, y no leen. Pero no aprenden tanto. Deberían dedicar parte de su tiempo a leer. Si no se lo proponen, no pueden lograr cosas en la vida”.

Llegué a preguntarme si esta muchachita se habría escabullido de un cuento fabuloso, con sus cabellos dorados y la inocencia abrigándole el talento. Quizás por eso veo el futuro tan a su alcance, como si fuese la página más hermosa de ese propio libro.

Ya desde primer grado participaba en los concursos de lectura. En quinto, como estímulo a ganar el provincial de Lengua Española, le obsequiaron un viaje a Varadero, que recuerda con especial alegría.

Sin embargo, si le concedieran algún deseo, me dice, elegiría que todos los niños pudieran disfrutar de su mamá y papá juntos… y les gustara leer como a ella.

Publicado en artemisa, Cuba, educación, literatura | Etiquetado , , , , , , , | 1 Comentario

a veces…

cuántas primaveras con sus esquinas rotas!!! cuántos abrazos menos!!!!

Botellas al mar

rosa_lutoA veces quisiera ser una de esas personas a las que no les afecta que les digan en un solo día: murió Günter Grass, murió Eduardo Galeano.

Esas a las que poco les vale que hoy mismo mueran Harper Lee y Umberto Eco.

A veces tan solo quisiera que esas páginas que quedan inconclusas no me destrozaran tanto. Pero vivo y muero por las palabras. Y en mi vida, un escritor menos, representa soledades de más.

Y creo que también yo voy yéndome un poco.

A veces quisiera ser una de esas personas que no se duelen fácilmente. Pero yo soy yo. La que llega a México cuando ya no hay rastros de Octavio Paz o de Carlos Fuentes, ni Jaime Sabines ni José Emilio Pacheco.

Solo soy yo. La que llega tarde a la cita de los escritores. La que queda herida por cada libro que…

Ver la entrada original 12 palabras más

Publicado en Uncategorized | 2 comentarios